Los comienzos de la Aerocabalgata

Aquí tienes un poco de historia, no la encontrarás en Internet, ya que entonces no existía:

Gran parte de su espectacularidad se debe a la dificultad de poder hacerla, cada año. Hay muchos factores que influyen en que se pueda llevar a cabo.

  • La imprevisible meteorología: a veces con lluvia o nieve.
  • La falta de autonomía de vuelo, del ala delta y del parapente, ya que no llevan motor.
  • La dificultad de encontrar pilotos para vuelo nocturno.
  • El espacio tan amplio en el que se desarrolla la actividad (varios kilómetros). Además, se prevén dos escenarios posibles en función del viento de ese momento. Es por eso que hasta minutos antes no se decide el lugar de aterrizaje.
  • La cantidad de personas que se necesitan para que todo salga bien. Ya en los primeros años, participaban en la organización más de 70 personas (en varios equipos bien definidos). Hay que tener en cuenta de que Alarilla es un municipio de algo más de 100 habitantes.
  • La comunicación y coordinación entre todos los equipos, sobre todo inicialmente ya que, al no haber móviles, se hacía con emisoras de radio.

De las primeras veces a la actualidad

El primer año, el espectáculo se desarrolló con mucha ilusión y pocos medios, solamente las alas con algunas bombillas y linternas.
La pista de aterrizaje se iluminó con coches y la música de ambiente (B.S.O. de Carros de Fuego) eran las cintas de cassette de éstos.

En los tres años siguientes, se completó gran parte de lo que es en la actualidad.
Las alas, además de una mejor iluminación eléctrica, se las dotó de la espectacularidad de bengalas (a pesar del riesgo que entraña para los pilotos). Igualmente, pero en menor medida, en los parapentes.

Recientemente, gracias a la iluminación led, todo esto ha evolucionado.
La pista de aterrizaje se ilumina considerablemente con los focos adecuados.
Un ala delta, con un foco, da el pistoletazo de salida a la aerocabalgata. Ésta simula la estrella que guía a los Reyes.

También se encienden fogatas, en lo alto de la montaña, para dar la bienvenida a los Reyes Magos. Éstas son visibles en todo el valle del Henares.

La palabra PAZ, que escriben con antorchas los pastores, tiene su origen con motivo de la Guerra de los Balcanes, en los años 90.
Año tras año, se introdujeron fuegos artificiales y en alguna ocasión, se introdujo circunstancialmente un globo aerostático.

Se empezó a representar la entrega de presentes al Niño Jesús.
Y así, poco a poco se consiguió que tuviera repercusión no solo en la zona; también a nivel nacional. En los servicios informativos de TVE emitieron imágenes de la “aerocabalgata”. En ellos contaron que los Reyes llegaron por tierra a Madrid, por barco a Barcelona y volando en Alarilla. Todo un orgullo para este pequeño pueblo.

Enero 2019

1 comentario en “Los comienzos de la Aerocabalgata”

Deja un comentario